Estás viendo: Bane @ Patio San Diego (13.11.2014)

192

Bane @ Patio San Diego (13.11.2014)

Por unonuevedos | 18-11-14
bane_01

Altas expectativas se fueron armando para esta jornada, que fueron creciendo con el paso de los meses. Primero se anunció la separación de Bane, hecho que aún no ha calado hondo, primero porque todavía no ha sucedido, y segundo porque pasó un poco a segundo plano con el discazo que sacaron, que demuestra además que igual tenían para seguir en el ruedo por un buen rato más. En fin, así las cosas, la gente empezó a presentarse de forma paulatina en el recinto de San Diego hasta llenar todos los espacios.

Puntualmente a las 20 horas partió Quiebre, quienes representaron al sur del país con un show de mucha potencia y frescura, con una propuesta que hay que darle una pasada. Su sonido de a poco fue llamando la atención del público que de a poco empezaba a llenar el recinto.

Luego se presentó Declive, que si bien era la banda más alejada del estilo predominante en el cartel, no tuvo problema para enganchar al público y prender los ánimos. Definitivamente la banda revelación del hardcore santiaguino este año.

Posteriormente se presentó En Mi Defensa, aquí no puedo agregar nada que no haya dicho antes sobre ellos, si los cabros se las saben por libro y no dudaron en preparar un set especial y estudiado para la ocasión. Un repaso por toda la discografía y sin mayores detenciones entre tema y tema. La audiencia a pesar del calor que hacía les siguió el ritmo igual y acompañó a la banda coreando y haciendo el aguante también acorde a la ocasión.

bane_02

Después de un buen rato de espera que sirvió para descansar y sociabilizar, se suben los Bane al escenario. Lo primero que se evidencia fue que la alineación venía diezmada, ya que Aaron Dalbec no participó del tour sudamericano por su reciente paternidad. El otro punto bajo fue Aaron Bedard, quien no cantó tanto y a mi parecer no estaba con la misma energía vista en ocasiones anteriores. Hay que decir que esos puntos bajos no mermaron la presentación de los de Boston. La gente estaba consciente de que era la última vez que los iban a poder ver y corear. Además, no podemos desconocer el hecho de que las canciones por sí solas son una combinación de energía y pasión, entonces, no podíamos esperar menos que el reflejo de eso en la fiesta que se armó en el pit.

Bane hizo la correspondiente revisión de la mayor parte de los himnos que se desprenden de su discografía como ‘Swan Song’ o ‘Ali vs Frazier I’, aunque también se tomaron el tiempo de tocar varios temas de Don’t Wait Up como ‘Calling Hours’, ‘Non-Negotiable’ y por supuesto el “single” del álbum ‘Final Backward Glance’. Set redondo y que al final dejó a todos contentos, y con una sensación muy distinta a la esperada para un show anunciado como el último en este lado del mundo, ya que no se sentía tristeza sino muy por el contrario una vibra muy positiva. Solo queda agradecer el compromiso de la banda para dedicar tantos años a esto, y de la organización ya que dieron cuenta que se puede hacer un trabajo muy profesional manteniendo la ética del Hazlo Tú Mismo. Finalmente, parafraseando una de sus letras, podemos decir que a Bane no los llevaremos en nuestros corazones, porque ellos son nuestros corazones.

Texto : Abel Cisterna / Cristian Berrios
Fotos : Ignacio Galvez

Compartir en WhatsApp